fbpx

¿Para qué sirven los test psicológicos laborales?

Cada persona es un mundo entero, un universo nos atreveríamos a decir. La personalidad de cada uno resulta impredecible a simple vista. Por eso cuando vas a integrar a alguien a tu plantilla de trabajo, que cumpla horarios extensos durante la semana, importa conocer a ese alguien. Evidentemente no estamos hablando de un tema de que te agrade esa persona (aunque a veces influye), sino de saber que esa persona será apta mentalmente. Son exámenes para conocer su estado psicológico, no para conocer sus gustos.test psicológicos laborales

Más que hablar de inteligencia, nos referimos a una cuestión de capacidad. Para poner un ejemplo, si alguien es muy inquieto (en un grado casi extremo) difícilmente durará sentado en una oficina seis días a la semana durante ocho horas. Quizá soporte dos o tres semanas y se retire. Y esta inestabilidad puede afectar a la empresa. El tema de este blog aborda el valor y usos de los test psicológicos laborales.

Un segundo aspecto a evaluar en tests, es la situación de los empleados ya contratados por el negocio. Así, se evalúa si se encuentran bien de salud mental y si algo reduce su productividad. Quizá alguien sufrió una experiencia fuerte mientras ya laboraba en la empresa y no quiso transmitirla con sus superiores para no alarmarlos. El test revelaría su estado actual.

La rama que aborda este aspecto de la psicología se denomina psicología organizacional y laboral. Se especializa en entender a las personas desde el enfoque productivo para cualquier emtest psicológicos laboralespresa. Primero, el psicólogo se informa de los métodos y objetivos de la empresa. Digamos, se entera de las necesidades del puesto que el nuevo empleado ocupará. Entonces, aplica dichos conocimientos a los test psiológicos laborales y entrevistas, sumados a sus previos estudios de la mente humana. Tenemos como resultado una depuración de aspectos importantes para la empresa: trastornos mentales mayores, identificar actitudes y reconocer potencialidades y debilidades.

 

Trastornos mentales mayores

Como se ha hablado en blogs anteriores, existen distintos padecimientos mentales en el humano. Algunos populares o comunes, como la depresión o la crisis de pánico. Hay otros menos conocidos, pero igual de importantes de identificar. La lista se lee larga, puesto que además de haber bastantes trastornos, se necesita conocer los detalles de uno y de otro y sus grados de intensidad.

Representemos un caso por medio de un ejemplo. Llega un hombre con índices de manía, lo que le provoca energía y soltura al hablar. No obstante, la condición psicológica no es grave, se ha desarrollado poco en el hombre. Entonces puede vivir de manera normal. Dicha actitud, la energía y verbosidad, puede jugar un factor a favor o en contra. Si hablamos de un puesto de vendedor de seguros, probablemente tengamos enfrente al aspirante indicado para el puesto. Por el contrario, si sufre de un nivel desarrollado de manía el aspirante será inestable en sus emociones y reaccionará de manera agresiva. Dichos resultados saldrán a luz por medio de los test psicológicos laborales.

 

Identificar actitudes

Como mencionamos al inicio de este blog, todos somos distintos. Algunas personas actúan desenvueltas, otras se muestran reservadas. Hay quien trabaja con eficacia en equipo, y quien produce resultados increíbles en soledad. Si el puesto que buscas llenar en tu empresa es el de gerente, buscamos actitudes de liderazgo, organización y responsabilidad en general. Si, en cambio, se necesita a personal de limpieza el objetivo serán personas receptivas a recibir indicaciones, con cierta afinidad por el trabajo a desempeñar y un sentido de responsabilidad hacia dicha labor.

Te ofrecemos un listado con actitudes para que te des una idea de la gama de personalidades para encontrar. Cada uno también tiene su opuesto implícito, por ejemplo la confianza con la desconfianza:

  1. Confianza – desconfianza
  2. Flexibilidad – inflexibilidad
  3. Racionalismo o analítico – impulsividad
  4. Colaboratividad – soledad
  5. Emotividad – reservado
  6. Altruismo – egoísmo
  7. Manipulación – sumisión (a veces se puede ser ambas)
  8. Optimismo – pesimismo
  9. Positividad – negatividad (que sería como la previa pero en menor medida)
  10. Agresividad
  11. Empatía – antipatía
  12. Suspicacia – simplicidad
  13. Sardonismo – respeto
  14. Moralista o prejuicioso – abierto
  15. Nihilista – lleno de valores

 

Potencialidades y debilidades

Una vez que conocemos un espectro de las actitudes (que no son todas) podemos representar algunos ejemplos de fortalezas o puntos débiles. Sirve recuperar el mito de Sansón para esta ocasión, no tanto por su valor moral, sino por su practicidad. En resumen, se narra el relato de un hombre bueno con la sociedad y reconocido por sus logros, sin embargo un día le revela su debilidad a una mujer de la que se enamoró, su cabellera. Ella transmite la información a los enemigos de Sansón y le cortan la cabellera. En la historia se le vence con la intención de hacerlo.

En el trabajo será distinto, puesto que lo que queremos es cuidar a los empleados o saber si el aspirante será apto. La comparación es la siguiente: entra alguien que cumplió todo el perfil y te encantó en la plantilla de empleados. Es el mejor trabajador que has visto en décadas. Sin embargo, se le complica adaptarse a los cambios. Si se conoce esta personalidad, la empresa puede implementar los nuevos métodos con sutilidad o darle una capacitación especial a dicho empleado, puesto que vale tanto.

Pongamos otro ejemplo. El empleado más productivo gana un reconocimiento. El dueño le pide que prepare un discurso corto para presentarlo a los directivos, quiere comenzar a integrarlo con el equipo de trabajo. No obstante, el empleado tiene una inseguridad inmensa a presentarse y hablar en público, además él no desea ascender. Dicha situación podría avergonzarlo y afectaría su comodidad posterior con la empresa. Él es feliz en su puesto y prefiere permanecer con sus labores. En este caso, los test psicológicos laborales también sería de ayuda.

 

En resumen, se consideran los distintos aspectos mentales y emocionales de las personas en los tests. Su enfoque principal es evaluar la situación del aspirante o empleado para reconocer si son aptos o si pueden mejorar en algo. Recuerda, a todos nos falta una revisada de vez en cuando, nadie es perfecto.

¿Para qué sirven los test psicológicos laborales?
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

También te puede interesar: