fbpx

A quién pedir ayuda en caso de bullying escolar

El problema del bullying existe desde hace mucho tiempo. Se miraba como una actitud normal en las personas, que incluso era bueno para forjar el carácter. Hasta hace poco, comenzamos a mirarlo desde otra perspectiva.

Son comportamientos que incomodan a unos para darle poder a otro. Se trata de dinámicas en las que los abusivos se colocan sobre los abusados. Hoy en día, se ha analizado el fenómeno desde una perspectiva más humana y se entiende como algo hiriente a nuestras emociones.

Se cree comúnmente que los niños aprenden a comportarse desde edades tempranas, y se definen como personas para el resto de la vida. Es el principio de la educación. Por eso, se promueve la convivencia sana desde hace pocos años. Sobre todo en la escuela, que es donde nacen estas dinámicas.

Muchos niños están indefensos, pues la agresividad no yace en su manera de ser. Pero no olvidemos que los humanos somos seres sociales, y logramos edificar nuestra civilización con base en el trabajo en equipo. Es normal pedir ayuda, y es invaluable ayudar a los demás.
Por eso, queremos ofrecer una respuesta a todos los que se preguntan a quién pedir ayuda en caso de bullying escolar.

 

Tus padres

En primer lugar, debemos de avisarles a las personas que más se preocupan por nosotros. También hermanos o incluso amigos es una buena opción. La intención es que otros sepan lo que está pasando. Una visión de una tercera persona nos da más opciones, nos ayuda a pensar con claridad.

Además, pueden intervenir en caso de emergencia. Pocas veces podemos lidiar con nuestras propias manos, incluso nos meteríamos en problemas de hacerlo. La justicia por mano propia es un tema delicado.
Por eso, el trabajo en equipo resulta la mejor opción. Se puede llegar a un diálogo. Pero recuerda siempre contar con personas de confianza para apoyarte. Son las personas que se involucrarán de maneja más genuina.

 

Los maestros

La cercanía que tiene el profesorado con los alumnos les da una visión clave del asunto. Ellos son quienes pueden observar los comportamientos y entonces actuar como jueces. Ya conocen a los alumnos, saben cuando uno es problemático. De igual manera, conocen a los buenos chicos.

Por otra parte, tienen la responsabilidad de educar y moderar la convivencia entre los pequeños o jóvenes. A veces están preparados para manejar esta clase de situaciones. Aunque quizá todos deberían de estar preparados, la realidad es otra.

No dudes en acudir con un profesor, la mayoría de las ocasiones entienden y son conscientes. Esto, sumado al apoyo de tus padres, tutores o amigos, forma un equipo de soporte para entender qué es lo que pasa: cómo se siente el niño abusado y la gravedad del asunto.

Piensa en los maestros cuando te preguntes a quien pedir ayuda en caso de bullying escolar.

 

El director

Si por alguna razón, no hay ningún profesor disponible o dispuesto a ayudar, escala hasta el director. Usualmente, son rígidos y toman medidas más tajantes, pero hay otros más humanos. La ventaja es que pueden contactar con alguien que se encargue.

Rara vez se desentiende de la situación. Sin embargo, en algunas escuelas es difícil encontrarlos. Están muy ocupados o atienden obligaciones fuera de la escuela. Pero si tienes la oportunidad de acudir con él o ella, no dudes en que es buena opción.

 

Instituciones públicas

Bien se sabe que existen numerosas instituciones de apoyo para el abuso. En realidad son organismos recientes, pero ya están en casi todos lados del mundo. Las personas encargadas estudiaron para desempeñar esa labor en específico (o al menos debieron de haber estudiado).

Estos especialistas conocen a fondo los comportamientos de abuso y de abusados, además de los círculos familiares o sociales donde se originaron. Saben que el problema tiene una raíz más profunda y pueden descubrir cómo tratarlo a fondo.

 

Conclusiones sobre a quien pedir ayuda en caso de bullying escolar

Sucede que la situación se siente intensa. Hay muchas personas dispuestas a ayudar hoy en día, por eso te recomendamos acudir a tus personas de confianza en este orden: padres, hermanos y hasta al final a amigos. Aunque los amigos tengan una visión cercana de lo que pasa, la verdad es que poseen poca experiencia en los problemas.

Después, acércate a las autoridades escolares. Los profesores también optan por ambientes armoniosos de aprendizaje, así se presta para estudiar mejor y lograr resultados. Además, muchas veces se les capacita para atender estos problemas.

También los directores son una opción. Si bien son figuras de gran autoridad, muchas veces se involucran cuando lo ven necesario. Si se dan cuenta de que nadie más está intercediendo, ellos toman las riendas con sus propias manos o lo canalizan con un especialista, puesto que tienen muchas relaciones.

Por último, asiste a instituciones públicas de apoyo. Son los lugares con personas más especializadas en el tema. Ellos entienden de psicología, relaciones humanas, trato con menores y saben cómo tratar los problemas. Se trata de personas dedicadas a ese rubro y con frecuencia lo pueden manejar de buena manera.

Lo mejor es involucrar a terceros para evitar que suceda un accidente en una pelea. Esto en caso de que el abusado quiera enfrentar al abusivo. La mayoría de los casos el niño solo quiere que lo dejen en paz, y está en todo su derecho de exigirlo.

El mundo de hoy se merece más paz para que los pequeños crezcan en un planeta apto para ser felices. Ofrezcamos una opción como esta, para que siempre sepan a quien pedir ayuda en caso de bullying escolar.

A quién pedir ayuda en caso de bullying escolar
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

También te puede interesar: